Entra en el catálogo completo de Cursos de UniMOOC

4 errores que aparecen cuando se dirige una Pyme

Cuando se dirige una pyme es normal cometer ciertos errores. Todo emprendedor la tiene difícil, hasta los más expertos. Sin embargo, es bueno conocer cuáles son los más comunes para no seguir cometiendo equivocaciones. A continuación, presta atención a los errores que aparecen frecuentemente al dirigir una pyme.

También te recomendamos: ¿Siesta en las empresas? Quizás funcione

4 errores que surgen cuando se dirige una pyme

dirige una pyme

1) No mostrar interés por los medios (a excepción de los deportivos)

Es normal que una pyme no esté, del todo, bien informada al momento de gestionar. Teniendo la complejidad, busca identificar cada una de las fuentes junto al contenido más importante de la información comercial, tecnológica, financiera, etc. Esto se da en un contrasentido sencillamente porque las empresas son cada día más dependientes de la información. La idea es buscar mantener sus tareas activas. Busca leer siempre, nútrete de información y dirige una pyme como debe ser.

2) El puesto clave para la persona equivocada

Es normal que, para una pyme, donde los miembros del personal suelen ser parte del capital, darle el puesto clave a una persona que no está capacitada. Con esto, sin duda, lograremos un desequilibrio claro en la estructura. Sucede muchas veces, nos comprometemos o contratamos algún amigo o familiar que no está capacitado y solo los une el vínculo.

3) Pensar que el marketing no tiene mucha importancia

El emprendedor normalmente piensa normalmente en enormes campañas de publicidad requieren de alto presupuesto. Es por eso que, como no tienen los recursos, terminan diciendo que el marketing no tiene importancia en la empresa. Aquellas que sí lo consideran, normalmente contratan una imprenta, creativo o agencia publicitaria para hacer todo. Claro que, cada uno busca vender al que interesa realmente, dándolo todo por la estrategia. Sin embargo, el no definirla podría conllevar al fracaso, más que el gasto hecho.

4) Pensar que el producto es tan bueno que se venderá solo

Un error fatal el pensar que se tiene el mejor producto creado por los mejores investigadores, ingenieros, campañas, costos competitivos, etc., y no poder vender nada. Hay que prestar atención a como se gestiona los procesos y no tomarlo a la ligera porque se podría cometer una gran equivocación.



CLOSE
CLOSE