El dulce como medio para marketing

Todos esos jóvenes licenciados en los ámbitos del marketing, publicidad o la comunicación social no la tienen muy sencillo al momento de obtener su primer chance profesional. Deben demostrar todo el potencial y talento que tienen, como también toda creatividad e ingenio. Todo en frente de grandes el cual no siempre están dispuesto a brindar una oportunidad.

También te recomendamos leer: Aumentar la competitividad en la empresa

A excepción de Lukas Yla. Se trata de un joven lituano que estudia marketing y siempre ha tenido claro la posición en el juego. Asimismo, sabía que el ingenio es un arma poderosa para lograr entrar al mercado. Uno que ya está sobresaturado en donde el talento muchas veces no es suficiente.

El dulce como arma para entrar al marketing

Marketing

Este joven tenía un plan entre manos. Yla logró ser recibo en una multitud de enormes agencias de publicidad en San Francisco y un total de más de 34 compañías tecnológicas. Toda una hazaña si se tiene en cuenta que lo realizó sin alguna idea especial. Todo fue revolucionario donde la aplicación cambiaría la vida como tal. Lo logró con una caja de donuts de marca Mr. Holmes Bakehouse.

Dentro de la caja, aparte de unos dulces, los receptores que ya estaban totalmente sorprendidos del regalo, hallaron en ella una dirección que dirigía el perfil de LinkdIn de Yla. Asimismo, de un enorme y verdadero mensaje el cual dejó claro su intención: “La mayor parte de los currículos terminan en la basura”.

Declaró en varios post en donde hicieron eco de la idea original, que al día de hoy no está seguro que el mensaje haya llegado a las personas apropiadas en cada instante. Esas cajas no se podían entregar en mano por razones de seguridad por ello debía dejarlas en la recepción.

La idea el cual solo fue la punta del zapato del plan desarrollado por Yla. Precedentemente de lanzar toda entrega de cajas hizo una investigación del contexto competitivo. Todo con el fin de ir conociendo los objetivos y de qué manera poder enviar un buen mensaje a esos.

Cambió en diversas ocasiones toda empresa a las cual se dirigió la proporción e inclusive su mensaje. Todo por medio de una URL especial en donde metió cada resultado de la empresa. El objetivo era lograr trabajar en consecuencia y optimizar el ROI.

Pues tal parece que no le ha ido nada mal. Por ahora ya ha hecho más de 10 entrevistas en donde la resolución aún permanece en curso, Adweek ha recogido gran parte.