Entra en el catálogo completo de Cursos de UniMOOC

Desconexión del trabajo a manos del trabajador

La desconexión del trabajo se hace, en muchas ocasiones, un aspecto esencial. Hay que aprender a separar la labor de la vida personal para mantener un buen rendimiento. Hoy en día nos centramos mucho en la comunicación y esto hace que a toda hora, vivamos pegados a la oficina. La llamada de teléfono fuera del horario, cualquier mensaje de texto o el correo electrónico hace que pensemos en mucho trabajo así vayamos a la cama.

También te recomendamos leer: ¿Por qué el español trabaja mucho pero siempre hay poca productividad?

Esto no hace más que el desgaste aparezca. Al final, termina por cobrar factura y afecta a la concentración como tal. No obstante, la desconexión del trabajo no tiene relación con la tecnología, sino, con la del mismo trabajador.

El tener un teléfono de la empresa no es negativo; lo difícil aparece cuando el sujeto se levanta a toda hora y lo primero que hace es corroborar si hay un mensaje. De hecho, el problema aparecería sin siquiera tener teléfono. Para muchos empleados, es innegable que se levantan a repasar lo que han dejado pendiente.

La desconexión del trabajo no tiene que ver con el compromiso del trabajador

Desconexión del trabajo

El trabajador busca comprometerse completamente con la compañía, el cliente, etc. Y eso, usualmente niega la posibilidad de conseguir desconectarse en cualquier momento. Y, cuando se entretiene al ver el programa de televisión después de la comida, se piensa mucho en el mañana y lo que hay que hacer.

Hay situaciones donde la misma tecnología abre paso a la desconexión. Cualquier agenda bien estructura nos dará la posibilidad de relajarnos en gran medida. Siempre vivimos pendiente de aquello que está anotado, que solo hay que llegar al lugar y mantener ordenado todo para salir adelante. Por esa razón, es fundamental antes de irse cualquier día, el brindar cinco minutos y dejar todo listo para la siguiente jornada.

No obstante, esto no es algo que la misma empresa asigna. El trabajador mismo es quien gestiona su tiempo de trabajo y descanso. Mientras más grande sea el compromiso, será más difícil. O, simplemente se necesita de un orden excesivo para conseguir paz.



CLOSE
CLOSE